AXE ha decidido reinventarse. Han cambiado su posicionamiento algo machista en el que prometían a los hombres el rotundo éxito a las mujeres, para intentar tocar un lado más sensible.

Se olvidan de las cientos de mujeres perfectas, para centrarse en una única mujer, para cambiar el chip y la verdad es que puede abrirse un nuevo camino para el más que utilizado efecto AXE.

Todos tenemos nuestra propia Susan Glenn y quizá, y decimos solo quizá estén dando en el clavo.

¿Qué os parece?

Gracias a @weloveadvers

Anuncios